Transporte público

En Alemania, los transportes públicos representan una parte importante de la infraestructura. Entre ellos, se encuentran los autobuses, tranvías, metros y trenes.
Para utilizar el transporte público es necesario comprar un billete. En los autobuses y tranvías hay que validar el billete antes de subir o en el momento de subir. En los trenes, es el revisor el que controla y valida los billetes. Si antes de subirse no tiene billete, puede comprárselo al conductor del autobús, en las máquinas expendedoras de los tranvías, o al revisor del tren. Además, en Wolfsburgo pueden comprarse billetes para el autobús en los puestos de información de WVG, en información turística y en varios puntos de venta más. Si viaja sin billete en autobús o tranvía, puede tener que pagar una multa de 40 €. La multa en los trenes es considerablemente mayor.

Transporte público en Wolfsburgo – Autobús

La empresa de transporte de Wolfsburgo (WVG) es responsable del transporte público de la ciudad. Las paradas de autobús están indicadas con una H. En cada parada están los horarios de los autobuses que pasan por ahí. En el horario se indican las líneas de autobuses, la dirección y la hora de salida. Dentro de la ciudad de Wolfsburgo son válidos los siguientes precios (en julio de 2014):
Billete sencillo
Adultos: 2,20€
Niños: 1,40€
Billete de dos viajes: 4,00 €
Billete de diez viajes: 18,00 €
Billete para un día
1 persona: 6,00 €
5 personas: 10.50 €

Si va a realizar numerosos viajes, es posible adquirir una tarjeta semanal o mensual, que se venden individualmente o como abono.
Aquí encontrará más información:

Transporte público en la región

Wolfsburgo está conectada con las ciudades vecinas a través de diferentes medios de transporte. A Brunswick llegan varios autobuses y trenes. Encontrará una tabla con los precios y los horarios en:

Transporte de larga distancia

Alemania cuenta con una excelente red de ferrocarriles. El operador principal es Deutsche Bahn, aunque existen otros operadores en el tráfico regional. Los billetes de tren pueden comprarse en los mostradores de la estación central (¡cuente con que tendrá que esperar a ser atendido!), en máquinas expendedoras o en Internet.

Más información sobre toda Alemania: